¿Qué visitar en San Petersburgo?

Caballos de Clodt
El puente Anichkov, escultura «Caballos de Clodt», San Petersburgo

¿Cómo es la ciudad?

¿Te gusta San Petersburgo? Tal vez todavía no hayas estado allí. Entonces es un momento perfecto para averiguar más sobre esta ciudad preciosa y animarte para visitarla. Si Moscú es la capital financiera y política de Rusia, San Petersburgo es su capital cultural, su espíritu, el cual es difícil expresar con palabras, sólo se puede sentir. San Petersburgo es un sueño, una fiesta, es la magia de las noches blancas, de los poemas – «Noche, calle, linterna, farmacia»…, este es Block, Ahmatova, Dostoievski, Pushkin, Plisetskaya, el teatro Mariinski, los númerosos monumentos de arquitectura… Es imposible nombrar todas las razones por las que deberías ir al menos una vez a San Petersburgo, aunque seguramente un solo viaje no será suficiente, querrás volver.

Los habitantes

Los leningradenses son algo diferentes de los moscovitas. Sí, la gente que vive ahí se llama a sí misma «leningradenses», aunque la ciudad misma ya hace años que cambió el antiguo «Leningrado» por «San Petersburgo». Es probable que Lenin no tenga nada que ver con este asunto, la cuestión es que el nombre Leningrado ya se relaciona mucho con la vida de varias generaciones, con la hazaña de la gente durante la Gran Guerra Paterna… Es la Ciudad Héroe, la única ciudad de Europa que ha resistido en una guerra sin comida, sin calor, sin todo lo que se necesita para la vida, sólo hubo gente que amó su ciudad natal y su país. Vivieron, trabajaron, incluso estudiaron, a pesar de todos los horrores de la guerra y el bloqueo. Por lo tanto, «los petersburgueses» no llega a familiarizarse con los habitantes, aunque han cambiado el nombre de la ciudad. Mientras tanto la región sigue siendo «de Leningrado».

¿Qué visitar primero?

Si vienes a San Petersburgo por primera vez, debes dirigirte directamente a la Plaza del Palacio. El Palacio de Invierno – Hermitage, es la obra maestra de Rastelli al estilo barroco. Incluso si no te gustan mucho los museos, merece la pena visitar este sitio fascinante al menos para pasar por la famosa escalera. La gente sube las escaleras y se imagina que va a ir al baile imperial…

En la plaza misma se encuentra la columna de Alejandro diseñado por el arquitecto Monferran al estilo ampiro. Aquella fue erigida para celebrar la victoria de Alejandro l sobre Napoleón. La columna no está fortificada de ninguna manera, se mantiene simplemente sobre su propio peso. Frente el Palacio de Invierno está situado El Edificio del Estado Mayor (arquitecto Rossi). Parte del edificio pertenece al ejército, parte al Hermitage. Desde las ventanas del edificio se abre una impresionante vista de la Plaza del Palacio.

Isla Vasilievski
Isla Vasilievski, San Petersburgo

La leyenda de los gatos

En el Palacio viven y «trabajan» los gatos. La leyenda dice que la emperatriz Elizabeth vino a Kazán, pasó ahí la noche, y luego preguntó: «¿Por qué está tan tranquilo? En mi palacio de Invierno no puedo dormir por el ruido que hacen los ratones». Entonces le contaron sobre los gatos. La reina ordenó que capturasen a los mejores y que los llevasen a San Petersburgo, al palacio. Así los gatitos viven en Hermitage hasta ahora, y en Kazán hay un monumento a un gato al honor de este evento.

Noches blancas de San Petersburgo

Noches blancas, ¿qué es eso? Un fenómeno de la naturaleza o alguna tradición de la ciudad. Es difícil dar una explicación. Hay muchas ciudades de Europa en esta latitud, donde tampoco hay oscuridad total por la noche, pero la frase «Noches blancas» sólo caracteriza San Petersburgo. Es la esencia misma de esta ciudad en el río Neva. En ese momento se celebran el baile de graduados de la Vela Escarlata y el Festival de Música de las Noches Blancas de San Petersburgo. Por la noche se levantan puentes en horario estricto. Si vives en la isla de Vasilyev y se permanece en la Avenida Nevsky, solo habrá que esperar para ver los puentes y disfrutar del espectáculo. Vale la pena venir a esta ciudad preciosa por una vez en la vida, sentarse en el Paseo del Palacio y tomar todas las fotos.

San Petersburgo es la Venecia del Norte que, sin ninguna duda, merece la pena visitar con suficiente margen de tiempo para poder apreciar todas las maravillas que promete revelaros este lugar histórico.

Autor: Kirina Svetlana

Te puede interesar: